Papa Francisco cumple 80 años

Escritor Invitado

Como reconocimiento al Papa Francisco y en homenaje por su vida, les hemos preparado esta biografía.

Jorge Mario Bergoglio nació en Buenos Aires, Argentina el 17 de diciembre de 1936. Sus padres eran inmigrantes de Piemonte, Italia. Se diplomó como técnico químico, y luego descubrió su llamado a ser sacerdote e ingresó al seminario diocesano de Villa Devoto. El 11 de marzo de 1958 pasó al noviciado de la Compañía de Jesús. El 13 de diciembre de 1969 recibió la ordenación sacerdotal de manos del arzobispo Ramón José Castellano y en 1973 emitió su profesión perpetua en la Compañía de Jesús. El 20 de mayo de 1992 el Papa Juan Pablo II lo nombró obispo auxiliar de Buenos Aires y fue ordenado obispo el 27 de junio del mismo año de manos del cardenal Antonio Quarracino, arzobispo de la capital argentina. En 1997 fue nombrado arzobispo coadjutor de Buenos Aires y al año siguiente sucedió al cardenal Quarracino como arzobispo de la capital argentina y primado de este país. El 21 de febrero de 2001 el Papa Juan Pablo II lo crea cardenal.

Fue presidente de la Conferencia Episcopal Argentina durante dos períodos y en diciembre de 2011, al cumplir 75 años de edad, presentó su renuncia al cargo de arzobispo por límite de edad, pero el Papa Benedicto XVI no la aceptó.

Bergoglio fue conocido en su país por llevar una vida muy austera. Vivía solo en un departamento sencillo y fue un enérgico defensor de los argentinos durante la crisis económica y social que en el año 2001 derivó en la renuncia del entonces presidente Fernando de la Rúa.

Su proyecto como arzobispo de Buenos Aires se basó en cuatro pilares: comunidades abiertas y fraternas; protagonismo de un laicado consciente; evangelización dirigida a cada habitante de la ciudad; asistencia a los pobres y a los enfermos.

En abril de 2005, participó en el cónclave en el que fue elegido pontífice Benedicto XVI.

Fue elegido Papa el 13 de marzo de 2013 tras la renuncia de Benedicto XVI convirtiéndose en el primer Pontífice proveniente de América Latina. Hasta el momento ha escrito las encíclicas Lumen Fidei y Laudato Si. También las exhortaciones apostólicas Evangelii Gaudium y Amoris Laetitia. Ha convocado al Sínodo extraordinario de la Familia que se realizó en los años 2014 y 2015 y al Sínodo sobre los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional que se realizará en el 2017. Convocó al Año de la Vida consagrada en el 2015 y al Año de la Misericordia en el 2016. Tras finalizar este último, publicó la carta apostólica Misericordia et misera en la que, entre otras medidas, dijo que cualquier sacerdote podía absolver el pecado del aborto y que este no estaba reservado solo a los obispos.

Se ha caracterizado por su estilo sencillo y austero. Su mensaje principal se ha centrado en el tema de la misericordia y en la necesidad de una Iglesia de puertas abiertas. Al ser elegido papa decidió continuar viviendo en la residencia de Santa Marta para tener más contacto con los sacerdotes y obispos que se hospedan en este lugar y renunció a vivir en el tradicional apartamento pontificio.

Es autor de los libros Meditaciones para religiosos (1982), Reflexiones sobre la vida apostólica (1986) y Reflexiones de esperanza (1992).

Fuente: www.vatican.va

 

 

Próximamente: Avanza la investigación de imagen de la virgen que llora en Nuevo México

¡Regístrese en una suscripción digital a Denver Catholic En Español!

Por Jaime Septién. Aleteia.org

Si el fenómeno es un engaño “no estamos seguros de cómo se haría, físicamente” dice el obispo de Las Cruces

Una historia de lágrimas –o de aceite de oliva—ha estado corriendo por todas las publicaciones católicas de Estados Unidos. Sucedió con una escultura de bronce de la Virgen de Guadalupe, en la parroquia que lleva su mismo nombre, en el pueblo de Hobbs, Nuevo México.

La parroquia, perteneciente a la diócesis de Las Cruces ha sido visitada ya por muchos peregrinos, pues feligreses informaron, desde mayo pasado, que habían visto que un líquido fluía de los ojos de la Virgen morena.

El obispo Oscar Cantú dijo al periódico Las Cruces Sun-News que se había enviado una muestra del fluido para su análisis científico que determinó que se trata de aceite de oliva, “un aceite de oliva perfumado”.

“Algunos de los testigos afirmaron que olía a rosas, por lo que puede ser algo similar al aceite que bendigo y consagro cada año y que usamos para el bautismo, para las confirmaciones y para la ordenación de los sacerdotes”, agregó el obispo Cantú.

La diócesis de Las Cruces –una de las diócesis con mayor porcentaje de habitantes católicos de origen hispano en Estados Unidos– todavía se encuentra investigando de dónde podría haber provenido el aceite.

“Examinamos el interior de la estatua hueca. No hay nada en el interior que se suponga que no debe estar allí, a excepción de las telarañas. Entonces tomamos fotos; lo examinamos”, dijo el obispo de Las Cruces al rotativo.

Los “frutos” de las lágrimas

Más adelante, agregó que los oficiales se habían contactado con los fabricantes de la estatua para ver si algún fluido o cera podría haber permanecido dentro de la estatua después de haberla lanzado. “En ese proceso, nos aseguraron que no habría posibilidad de que quedara humedad en el bronce”, subrayó el prelado.

El obispo Cantú aseguró que, incluso, si el fenómeno es un engaño “no estamos seguros de cómo se haría, físicamente”.

“Es bronce endurecido. Hemos examinado el interior y no hay nada en el interior”, agregó. Y más adelante dijo: “Si la Iglesia llega a la conclusión de que es un milagro, debe decidir si es de Dios o de un espíritu maligno. Ellos decidirán eso en base a los ‘frutos’ del fenómeno”.

“He leído la mayoría de esos testimonios escritos, y son historias de tremenda fe, personas que han estado lidiando con terribles sufrimientos en sus vidas y han sentido un tremendo consuelo espiritual por el hecho de que María camina con nosotros en nuestras lágrimas”, dijo el obispo Cantú.

“No puedo evitar pensar en mi propio derramamiento de lágrimas por la gente pobre que viene a nuestra frontera, huyendo de situaciones que amenazan la vida. Las lágrimas de esos niños que están separados de sus padres. Hay muchas razones por las que derramaríamos lágrimas, y Dios está con nosotros en esos momentos”.

A los testimonios de conversión y de beneficio espiritual se suman los reportes de los fieles presentes en el momento de las lacrimaciones y ahora los hallazgos de los análisis químicos practicados al líquido obtenido de la imagen.