Mirar la vida con los ojos de la fe

La pérdida de la vista transformó la confianza en Dios de esta mujer.

Therese Bussen

Laura Revan, de 50 años, comienza a cortar un pimiento verde con los ojos vendados. Lo hace con facilidad, habilidad y una gran sonrisa en su rostro.

Está preparando su cena de graduación para 75 personas, como parte de los nueve meses de entrenamiento en la Colorado School for the Blind (Escuela de Colorado para ciegos) donde aprendió a manejar su discapacidad y re-aprender algunas tareas ordinarias, ahora como alguien que ha perdido la vista.

Ella pasó de no querer levantarse de la cama a ser una mujer que “ve” con los ojos de la fe y de manera mucho más clara.

 

Días oscuros

El 15 de diciembre del 2015, Laura se encontraba comprando un árbol de Navidad y de repente se desmayó.

Descubrieron que tenía neumonía y después, le hallaron unos quistes en los ovarios los cuales se trataron con quimioterapia y radiaciones para que no se fuera a desarrollar ningún tipo de cáncer.  Como consecuencia de los tratamientos, su retina se le desprendió y quedó ciega.

Fotos de Andrew Wright.

Esta nueva condición la hizo pasar por momentos de mucha desesperanza, pensaba que lo mejor para ella era morirse. Pero un día tuvo un sueño: Estaba de pie ante las puertas del cielo tratando de entrar, pero no le abrieron las puertas. Finalmente, Dios salió a su encuentro,

“Él me tomó de la mano y caminó conmigo y me llevó a un tribunal afuera. ‘¿Qué estás haciendo? Te estás rindiendo, no es tu tiempo, todavía no estoy listo para ti’”, cuenta Laura. “Yo le dije: ‘Pero esto duele y mucho’ y Él dijo: ‘¡Tengo mucho trabajo para ti! Tú vas a ayudar a la gente, vas a alentarla, vas a traer más gente cerca de mi’”.

Ella se despertó sintiéndose aliviada y relajada. Pero sobrevivir significaba muchos días oscruos por delante. Sus luchas continuaron, buscaba aceptar su nuevo sufrimiento de ceguera, que no era la única experiencia difícil que había vivido.

“Antes de pasar por esto mi casa se quemó y perdí todo. Luego mi madre murió, mi prometido también murió y le pregunté a Dios: ‘¿Qué tan fuerte crees que soy yo?’”, dijo Revan. “Él me dijo: ‘Yo le doy mis más duras batallas a mis mejores soldados’. Yo perdí mi fe, y justo le recé a Dios para que me llevara. (Pero) Yo siempre había sido muy fuerte, era una persona independiente, y luché hasta la muerte”.

“Estaba enojada, estaba lista para rendirme, pero supe que había luchado demasiado como para ya darme por vencida”, continuó. “Seguí rezando y le hice una promesa a Dios. Le dije ‘tú me trajiste aquí y cada noche me pondré de rodillas y voy a rezar para agradecerte y cada mañana me levantaré y estaré muy agradecida y voy a hacer esto por dos años”.

Mientras que continuó avanzando todos los días, algunos más difíciles que otros, Laura comenzó a investigar sobre cómo vivir con la ceguera.

“Supe que era un nuevo camino en el que Él me puso. Necesitaba seguir viviendo, era como una prueba y un tiempo particular”, dijo Revan. “Entonces voy a hacer lo que tenga que hacer”, y así encontré el Colorado School for the Blind, y estoy lista para vivir la vida, porque ahí hay vida”.

“Sentí su presencia. Siempre había estado ahí”, explicó. “Pensaba en rendirme en todo momento, no quería comer ni levantarme de la cama, era una presencia que siempre estaría ahí conmigo para hacerme sentir en calma”.

 

Una nueva forma de ver

Luego de asistir al Colorado School for the Blind, Revan aprendió a cocinar, a viajar por la ciudad y cruzar el tráfico, a usar varios indicadores que le ayudaban a navegar. Aprendió el sistema de lectura para ciegos, re aprendió cómo usar los audífonos y la computadora e incluso un proyecto de carpintería.

Poco tiempo después de haber comenzado, ella buscó la manera de ir a Misa los domingos y llamó a la parroquia St. Mary en Littleton. Uno de los ministerios es “María de la Misericordia”, que conecta a los feligreses con las personas en necesidad para proveerles la ayuda que necesitan. Laura conoció a Rachel Guerrera, una madre de dos niñas quien comenzó a llevarla a Misa todos los domingos y así se hicieron amigas.

“Una de las cosas más grandes (de Laura) es su dignidad”, dice Guerrera. “Ella acepta la ayuda que necesita y eso no la hace menos digna. Ella no se menosprecia ni se queja por las desventajas que tiene. Esto para mí es muy inspirador”.

Además de las habilidades prácticas Revan aprendió en la escuela para ciegos mucho más sobre Dios y sobre ella misma.

“Aprendí sobre mi fortaleza, aprendí a ser paciente, algo que todavía es difícil. He aprendido a no rendirme y a estar cerca de mi familia”, dijo.

Ella se graduó el 30 de noviembre y planea regresar al estado de Georgia, su lugar de origen,  para estar con su familia y volver a la escuela para obtener un título en consejería.

“Hay mucha más vida afuera, incluso si has perdido algún sentido”, dice. “Le digo a Dios: ‘¡Vamos! ¡Levántate!” Tengo una medalla del ángel de la guardia que llevo comigo y le dijo; “¡Ven! Te necesito ahora”, he hecho cosas que no pensé que podría hacer”, concluye Revan.

Traducido del original en inglés por Carmen Elena Villa

Próximamente: La marcha pro-vida 2018 compartirá la alegría de la vida

¡Regístrese en una suscripción digital a Denver Catholic En Español!

Por: Roxanne King

Te invitamos a marchar en apoyo al movimiento de derechos civiles más vital que existe al momento, y lo único que necesitas es llevar tu alegría.

Ese es el mensaje de la marcha y la manifestación Celebrate Life 2018 organizada por la oficina de Respect Life (respeto a la vida) de la Arquidiócesis de Denver.

Con el tema “Trae tu alegría”, el evento anual, que se llevará a cabo el 13 de enero a las afueras del Capitolio de Colorado, es una muestra de unidad y solidaridad con el derecho de la vida.

Todos están invitados a ser testigos de la santidad y del valor de la vida humana en cada edad y etapa.En años pasados la cifra de asistentes ha llegado a 3 mil. Los participantes se congregarán en las escalinatas al oeste del Capitolio a la 1 p.m. antes de comenzar la marcha por el vecindario de Capitol Hill, que estará acompañada de varios grupos musicales

Entre los oradores están el arzobispo de Denver Samuel J Aquila, el ordenado ministro Presbiterano y presidente de Colorado Christian University, Don Sweeting y una hermana de la comunidad Sisters of life. También estará la coordinadora regional de Studens for Life of America Bethany Janzen, y el párroco de la Iglesia de los Todos los Santos, Monseñor Peter Quang Nguyen.

La música estará a cargo del popular artista Matt Miller y del coro del Seminario Teológico St. John Vianney. El maestro de ceremonias será Chris Stefanick, fundador de Real Life Catholic.

Según Grandon la celebración pretende construir puentes entre aquellos pro-vida hispano y angloparlantes en la Iglesia Católica y también con los [hermanos] protestantes.

Antes del evento el arzobispo Samuel Aquila presidirá una Misa a las 11:30 de la mañana en la Catedral Basílica Immaculate Conception. También se celebrarán simultáneamente Misas en otras seis parroquias (ver información al finalizar el artículo).

Las manifestaciones estarán acompañadas por una banda de mariachis y matachines, cuya danza ritual representa la victoria del cristianismo sobre el paganismo.

La marcha será liderada por Endow, un apostolado con sede en Denver que se dedica a estudiar las enseñanzas de San Juan Pablo II sobre la mujer.

“No te sientes en tu casa con apatía”, instó Grandon, señalando que se ha proporcionado a las familias una lista de cosas divertidas que hacer en Denver en RespectLifeDenver.org. “¡Ven a la marcha y quédate por la diversión!

“Al ver a todos los diferentes grupos, la gente se preguntará: ¿quiénes son? ¿De qué se trata todo eso?”, añadió. “Es poderoso el mostrarse sin vergüenza alguna, todos juntos y decir que cada vida que Dios ha creado tiene valor y dignidad”.

 

CELEBRATE LIFE 2018

Que: Marcha y manifestación Pro-life

Cuando: 13 de enero del 2018

Dónde: Escalinata oeste del Capitolio de Colorado 200 E. Colfax Blvd., Denver

Misas: Presidiendo el evento en parroquias del centro de Denver – 11:30 a.m. Catedral Basilica Immaculate Conception; o a las 11 a.m. en Holy Ghost o St. Elizabeth of Hungary, o en español en Annunciation, Our Lady of Guadalupe (presidida por el obispo Jorge Rodríguez), Sacred Heart o St. Joseph. Información: RespectLifeDenver.org o (720) 799-9299

 

Traducido del original en ingles por Mavi Barraza.