¿La Biblia habla del amor solo entre un hombre y una mujer?

La Palabra de Dios nos dice que el amor es y se manifiesta entre todas las personas, los unos a los otros sin distinción de sexo, raza, color o creencia o situación política, social o económica.

Pero me parece que el sentido de la pregunta es si en la Biblia ¿la unión matrimonial exclusivamente entre un hombre y una mujer? La respuesta es definitivamente SI. La Biblia solo reconoce como matrimonio la unión de un hombre y una mujer.

En el libro del Génesis encontramos: “Y dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, y a nuestra semejanza; y ejerza dominio sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo, sobre los ganados, sobre toda la tierra, y sobre todo reptil que se arrastra sobre la tierra. Creó, pues, Dios al hombre a imagen suya, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó. Y los bendijo Dios y les dijo: Sean fecundos y multiplíquense, y llenen la tierra y sométanla; ejerzan dominio sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo y sobre todo ser viviente que se mueve sobre la tierra.”

Tomemos como verdad que los seres humanos fueron creados por Dios. Pero vemos un mundo en rebeldía contra el Creador. Siempre tratando de hacer nuestra voluntad y no la de Dios, como si nosotros supiéramos más de la vida que Él mismo e interpretamos la vida según nuestros deseos, gustos y conveniencias. Tomemos el misterio del matrimonio. En Génesis 2,24 dice: “Por tanto el hombre dejará a su padre y a su madre y se unirá a su mujer, y serán una sola carne”. Si el matrimonio es inherente al hombre, forma parte de su senescencia, desde el momento y antes de su creación, por lo tanto el matrimonio pertenece a la esfera de la ley natural y a la esfera de la ley divina, el matrimonio no puede estar subordinado a la voluntad de los hombres. Las leyes civiles no tienen jurisdicción sobre la ley natural así como tampoco sobre la ley divina. Tanto los legisladores de un estado o una nación no pueden ni tienen derecho de modificar lo que por ley natural y divina es en sí mismo. Por esto, a una unión que no sea entre un hombre y una mujer no puede ser llamada matrimonio, se le puede llamar con cualquier otro nombre pero no matrimonio.

La institución del matrimonio es para ser honrado de manera que se diferencie de otras relaciones.  El matrimonio debe ser reverenciado, animado, honrado y promovido como la relación específicamente dada por Dios entre el hombre y la mujer.  Puede haber muchos asuntos y temas que no estén claramente tratados en la Biblia, pero el matrimonio simplemente no es uno de ellos.  De los pasajes bíblicos tanto del Antiguo como Nuevo Testamento, podemos afirmar con seguridad la manera en que Dios piensa acerca del matrimonio; Dios dice que la institución del matrimonio es la unión entre un hombre y una mujer únicamente. Que es la unión que mejor refleja la ‘imagen’ de Dios.  La única unión que es ‘adecuada’ basada en la naturaleza de los seres humanos.  Una unión que junta a hombres y mujeres permanentemente mientas ellos “se unen” uno al otro de manera permanente.  La unión y el contexto en el cual los hijos son concebidos y criados.  La única unión que es dada y aprobada por Dios.  Una unión que debe ser comprometida, duradera e inseparable.  Una unión en la cual la mujer se someta al hombre y el hombre a la mujer de manera sacrificial.  Una unión que debe mantener un lugar especial de honor en nuestra sociedad.

Los obispos que participaron en el reciente Sínodo de la Familia, realizado en Roma del 4 al 25 de octubre tuvieron en cuenta estas enseñanzas y por ello en el documento final concordaron en el punto 76 que, aunque es necesario tener una actitud caritativa con aquellos que presenten tendencias homosexuales, no puede existir fundamento para establecer analogías “ni siquiera remotas” en los proyectos de equiparación del matrimonio entre personas del mismo sexo.

Agradecemos a monseñor Jorge de los Santos por responder a esta pregunta. Si tiene inquietudes o dudas de fe puede escribirnos a elpueblo@archden.org con el asunto que diga “Tu Iglesia te responde” o mandarnos un mensaje de texto por Facebook. 

 

 

Próximamente: Informe indica que los servicios de Planned Parenthood están en declive

¡Regístrese en una suscripción digital a Denver Catholic En Español!

Los manifestantes de la Marcha por la Vida que se realizó en el Capitolio de Colorado el pasado sábado 13 de enero, deben sentirse más motivados en su lucha por defender la vida desde su concepción hasta la muerte natural, después de ver el informe anual de Planned Parenthood,

El informe, publicado en la víspera de Año Nuevo, indica una disminución continua de los servicios no relacionados con el aborto que ha tenido una tendencia a la baja en los últimos cinco años.

En un boletín electrónico enviado por el grupo pro-vida The Susan B. Anthony List, se muestra una serie de estadísticas donde se enseña que los otros servicios médicos que supuestamente fueron ofrecidos por Planned Parenthood y que han ido reduciéndose gradualmente.

Los servicios totales ofrecidos por la organización se han reducido de aproximadamente 11’033.366 a 9’357.592. Los servicios de atención prenatal han disminuido en más del 60 por ciento. Los servicios de anticoncepción han disminuido por casi un millón.

El número de abortos realizados por Planned Parenthood se ha mantenido constante en los últimos cinco años. En ese período, realizaron más de 1.6 millones de abortos y se practicaron aproximadamente 126 abortos por cada referencia de adopción.

Sin embargo, aunque Planned Parenthood aún puede estar realizando la misma cantidad de abortos anualmente, el número total de abortos realizados está disminuyendo en todo el país.

Esto es un estímulo para los cientos de defensores de la vida que participaron en la marcha del 13 de enero.

“Aquí en Colorado, nuestro estilo de vida es de salud óptima. Nuestras mujeres son muy conscientes de lo que comen y beben, y se dan cuenta de que los anticonceptivos contienen hormonas que no son completamente seguros”, dijo Lynn Grandon, directora del programa de Respect Life Office en Catholic Charities de Denver. Muchas mujeres están siendo conscientes y adoptando métodos naturales de una fertilidad que sea segura y efectiva.

La Marcha por la Vida estuvo a cargo de las mujeres de Endow, que  busca estudiar el tema de la dignidad de la mujer en el pensamiento de San Juan Pablo II.