Camino a la Universidad: ¿Por dónde empezar?

Mavi Barraza

Uno de los grandes retos a los que se enfrenta la comunidad hispana en materia educativa, es que los jóvenes puedan llegar a la Universidad y no quedarse en el camino. Muchas veces, por desconocer el sistema y la guía correcta, se truncan las ilusiones. Pero con el apoyo de los profesores, mentores y organizaciones, las estadísticas pueden mejorar, sumando al esfuerzo, planificación y organización. El final puede ser positivo. Con ese fin, El Pueblo Católico ha realizado este artículo: para motivar a los padres de familia e hijos a marcar esa diferencia y aprender a recorrer el camino. Por más complicado que pueda ser, se puede alcanzar la meta.

El proceso empieza de la siguiente manera…

Esfuerzo desde la Preparatoria

Los años de la preparatoria, son tal vez los mejores de la juventud. Pero si el estudiante se deja envolver por las distracciones durante este período, puede no comenzar a tiempo con los pasos necesarios para seguir con sus sueños académicos.

De ello, Kelly Osuna, quien durante 14 años ha trabajado con estudiantes de la Preparatoria Overland, en el programa AVID (Advancement Via Indibidual Determination), profundiza en el tema. Desde su experiencia, advierte que el camino a la universidad “requiere de un trabajo conjunto entre estudiantes, padres y consejeros estudiantiles”.

“Los estudiantes tienen que hacer un esfuerzo continuo y mantener un buen promedio de calificaciones”, dijo. Además, hizo un énfasis en que los estudiantes deben comenzar a preparase desde el noveno grado, llevando una guía de estudio y tomando tiempo extra para prepararse para los exámenes ACT o SAT, los cuales serán requeridos por las universidades.

La Planificación

La planificación de la guía de estudio debe hacerse desde el comienzo, según indicóKelly. Además mantenerse actualizado, se debe considerar tomar los cursos que serán requeridos, como Matemáticas, Inglés y Ciencias. Durante los dos primeros años de la preparatoria se recomienda a los estudiantes priorizar sus estudios y mantener buenas calificaciones. Además, es necesario iniciar un currículo donde incluyan cursos, actividades extracurriculares, premios y logros obtenidos.

Se debe mantener una comunicación estrecha con el consejero estudiantil, quien guiaráal estudiante a tomar los cursos requeridos para la carrera deseada. Durante los dos últimos años de la preparatoria, destaca la entrevistada, se debe poner un énfasis especial en informarse sobre las universidades y la ayuda económica disponible, sin olvidar mantener buenas calificaciones o GPA (A y B).

En el onceavo grado la prioridad debería ser, en lo posible, llenar el formulario de FAFSA (Free Application for Federal Student Aid) para obtener ayuda financiera federal. Durante el siguiente grado deben presentar los exámenes del SAT y ACT, entre otros. Al final del año escolar se recomienda buscar alojamiento en el campo de la universidad, si se piensa vivir ahí, y hacer una cita para las pruebas de placement test.

La elección de la institución correcta

Es de suma importancia escoger la institución más adecuada dependiendo de la carrera que desee tomar el estudiante. Para hacerlo, es importante tomar en cuenta que existe una gran variedad de campos de estudio, programas y niveles de grado universitario ofrecidos en Estados Unidos, siendo algunos diferentes a los que se ofrecen en Latinoamérica.Hay distintas opciones en el estado y en el país.

Encontramos, por ejemplo, universidades pequeñas que tienen programas de 4 años y ofrecen títulos de pregrado en artes liberales, otorgando el grado académico de bachiller. Hay también universidades grandes, ya sean públicas o privadas, que ofrecen estudios en artes liberales, además de programas de pregrado con especializaciones tales como negocios, ciencia, tecnología, ingeniería, matemáticas, estudios de pre-medicina, bellas artes y diseño. Éstas suelen ofrecer además programas y grados académicos de postgrado, en estas y otras especialidades.

Las universidades grandes también pueden ofrecer grados académicos de pregrado y postgrado combinados. Por ejemplo, lo que normalmente tomaría seis u ocho años de estudio, se estudia en solo cinco. Este tipo de programas son populares especialmente en el área de educación, derecho, medicina y negocios.

Otras instituciones de educación superior, son aquellas que no otorgan grados de bachiller, entre éstas tenemos a los institutos profesionales y a las escuelas superiores comunitarias (Community College). Los institutos especializados ofrecen cursos de capacitación en diversas áreas como computación, diseño de modas, cosmetología, terapia física, estudios empresariales, bellas artes, fotografía, tecnología audiovisual y teatro.

Los Community Colleges, con programas de 2 años, ofrecen cursos a nivel superior desde filosofía hasta estudios de pre-medicina. Son menos costosos que las escuelas superiores o universidades con programas de cuatro años y confieren grados académicos técnicos (Associates Degree) en lugar de grados de bachiller. Obtener un grado académico técnico o asociado es un paso importante para transferir créditos académicos a una universidad.

Si se decide empezar por obtener un Associates Degree en una institución de dos años, es importante tomar aquellos cursos que sean transferibles y se apliquen al continuar la carrera. Es recomendable que los padres estén al tanto de ello para asípoder apoyar al estudiante.

La Organización

Llegado el momento del traslado a la universidad, es importante estar al tanto de las fechas límites: de la inscripción, solicitudes o exámenes. “Uno de los errores más comunes de los estudiantes, es el no cumplir con esas fechas”, dijo Jason Johnson, director comunitario de la Universidad Colorado Heights. Johnson estáa cargo no solo de reclutar, sino de orientar a los estudiantes de preparatoria. “A veces por confusión, desorganización, o nerviosismo del estudiante, su ingreso a la universidad se ve afectado”, señaló.

Este fue el caso de Lexi Hernández, quien con lágrimas vio retrasarse su sueño de entrar a la universidad: “Presentélos exámenes que se requerían para entrar a la universidad, pero me faltóuno. El consejero de la escuela me dijo que no me preocupara, que hiciera mi cita para la orientación y ese día pidiera una cita para el otro examen”, añadióHernández. La estudiante siguióinstrucciones, pero prestópoca atención a las fechas límites de ingreso. “Cuando llamépara pedir mi cita, me dijeron que podía hacer la de orientación; pero que ya sería para el siguiente semestre porque la fecha ya había pasado”, aseguró.

El rol de los padres y la comunidad

Es crucial brindar el apoyo a los estudiantes en todo momento, motivándolos e involucrándose en su educación. Ya que existe una diferencia entre ir a la escuela e ir a la universidad, los estudiantes deben estar preparados para esos cambios.

El manejo de la independencia es uno de los cambios al que el estudiante deberáacoplarse. La buena noticia es que existen numerosas organizaciones de apoyo y comunidades católicas universitarias como: FOCUS (Fellowship of Catholic University Students), Newman Centers, The Newman Connection, Auraria Campus Catholic Club, diversos ministerios católicos o clubes católicos, asícomo asociaciones estudiantiles en cada campus universitario.

Ayuda Financiera

Hay un sinfín de organizaciones y recursos para obtener ayuda financiera para los estudiantes que cumplan con ciertos requisitos.

Grants o subvenciones: Por las cuales no hay que pagar. Entre ellas, la Federal Pell Grant. Es para estudiantes en base a su necesidad económica. La Academic Competitiveness Grant, es en base a la necesidad económica del estudiante, y su mérito.

Smart Grant: Se otorga a estudiantes que tengan necesidad económica, a su mérito, y que estudien ciencias físicas, ciencias biológicas, ciencias de la computación, matemáticas, tecnología, ingenierías y un idioma extranjero de relevancia. Hay otras de ayuda estatal, de las mismas universidades y organizaciones privadas.

Las becas. Es dinero que no hay que pagar. Son ofrecidas por parte del gobierno, organizaciones privadas, religiosas, sin fines de lucro o por empleadores.

Los préstamos. Los menos recomendados, ya que el dinero recibido, debe ser reembolsado.

 

Algunos Sitios de interés

www.collegeincolorado.org: ayuda a desarrollar un plan para tus estudios superiores y te sugiere las universidades que ofrecen las carreras de tu preferencia.

www.maldef.org: ofrece una lista de becas disponibles sin importar el estatus migratorio del estudiante, entre otros.

http://es.universitylanguage.com: Ofrece interesante información sobre los estudios superiores, desde el proceso de admisión, hasta la graduación.

 

 

Próximamente: Echoes, el nuevo álbum de Matt Maher que transmite el mensaje de la Cruz

¡Regístrese en una suscripción digital a Denver Catholic En Español!

Pocos artistas de música religiosa interpretan con tanta pasión, convicción y sinceridad como Matt Maher. Las canciones escritas por este artista, nominado ocho veces al Grammy, se cantan en iglesias católicas y no católicas alrededor del mundo. Su último trabajo Echoes (Ecos) contiene una colección de canciones que resuenan en la situación de la cultura que vivimos hoy. Matt tuvo la amabilidad de conversar con Denver Catholic sobre significado detrás de Echoes.

DCE: ¿De dónde nace el título Echoes? ¿Esa palabra tiene algún significado especial para usted?

Matt Maher: “Es una palabra que he usado para describir de alguna manera, cómo veo la catequesis. He estado analizando el mundo a mi alrededor y todos los problemas que se desarrollan hoy, y preguntándome, ¿Cómo respondo? ¿cómo articulo mi fe en esta clase de mundo?, y ¿cómo lo hago cuando se enfrenta tanta persecución y desacuerdo? Me di cuenta de que he escrito cerca de 20 canciones, y tres cuartas partes de estas son sobre temas que afirman la fidelidad y bondad de Dios en medio de las dificultades.

Comencé el proceso de grabar el álbum en enero, y en marzo mi padre se enfermó y fue al hospital el Miércoles de Ceniza. Murió en la festividad de San José. La grabación dio un giro, ya no me preguntaba: “¿Cómo te enfrentas al mundo”, sino “¿Como te enfrentas al sufrimiento?”.

Descubrí que quería sacar una colección de canciones que realmente hablaran de esto y que pudieran dar voz a los temores, heridas, anhelos y deseos de las personas, pero también dar voz para declarar la bondad y la fidelidad de Dios, incluso cuando todo en la vida parece indicar lo opuesto”.

 

DCE: ¿Cuál es la historia detrás de la carátula del disco?

Matt Maher: “Siempre me he sentido atraído por las palabras y por su significado. He estado pensando mucho en el 500 aniversario de la Reforma Protestante este año, y la palabra “protesta” viene del latín protestari, que significa “testificar”. Estaba buscando una imagen que de alguna manera describa la condición del mundo en el que nos encontramos. La imagen para mí es perfecta porque representa muchas cosas: la humanidad atrapada en su frágil condición, la posibilidad de cada persona, ahora con la tecnología, y la capacidad de pararse en una plataforma improvisada cada minuto y llamar la atención sobre alguna cosa. En el proceso de realizar las grabaciones, me di cuenta de que la mitad de las canciones eran sobre la Cruz como nuestra fuente de salvación, pero también como un signo de solidaridad con el mundo; esta idea de Dios levantando a su propio Hijo como una protesta en contra de la muerte misma. Finalmente la carátula se convirtió en todas esas cosas. Ha sido interesante porque la gente me pregunta sobre la carátula y sobre lo que significa, y yo prefiero preguntarles, “¿qué crees que significa?”.

DCE: ¿Qué elementos han influenciado su cambio y estilo a lo largo de los años?

Matt Maher:  “Uno crece como persona y como artista. Es chistoso porque la gente siempre me dice que mi música tiene un sonido, y siempre me siento como si aún estuviera buscando eso. Mi padrastro me dijo una vez: “Escribes muchas canciones sobre la fe, pero me gustaría escuchar alguna canción que provenga de tu fe”. Son dos cosas diferentes, y me he dado cuenta de que, para mí como compositor, eso es algo en lo que intento crecer”.

DCE: Sabemos que tuviste un encuentro con el Papa Francisco durante el verano ¿Como fue esta experiencia?

Matt Maher: “Estaba con un grupo de personas que son parte de un ministerio llamado Juan 17, un movimiento que comenzó entre líderes católicos y protestantes. El objetivo central [del movimiento] es que los líderes católicos y protestantes deberán encontrar tiempo para reunirse, partir el pan, para vivir el compañerismo y empezar a rezar juntos con la esperanza de comprenderse mutuamente y ver dónde está el otro; desarrollar una relación en la que no nos reconozcamos solo por el nombre, sino que veamos a cada uno como nuestro hermano.

Fue un encuentro increíble. Rezamos juntos, cantamos juntos, y simplemente me quedé observando.

Este encuentro se realizó durante el tiempo libre del Papa, no estuvo en su calendario oficial. Estuvimos casi dos horas [con él], y mucha gente que estuvo ahí dijo que nunca antes había visto algo así en sus visitas a Roma.

La mayoría de las preguntas que se hicieron fueron acerca de liderazgo: ‘Santo padre, ¿cómo lideraría su congregación en medio de la tensión política que existe en los Estados Unidos?’. Nos dio una respuesta muy profunda. Habló sobre cómo debemos permitirnos estar en el lugar de la tensión, porque es ahí donde el Espíritu Santo mueve tu corazón. Dijo que en los tiempos de Jesús también había tensión. En cuanto a la catequesis, él dijo dos cosas sencillas: La primera, inculcar el deseo de compartir y cómo eso es una virtud para toda la vida. Y la segunda, dijo: “enseñen a los niños a cantar alabanzas a Dios”, porque así tendrán una relación con Él para el resto de sus vidas, pues esta es la mejor oración porque se hace sin interés. Siempre sentí que para mí como compositor de música religiosa que la razón por la cual compongo es para llevar a la gente a un lugar donde se queden sin palabras, y se sientan atraídos a un lugar de contemplación. Cuando dijo esas palabras, “es oración sin interés propio”, el Espíritu Santo trajo a mi mente la imagen de cuando yo era joven y soltero, cantando canciones religiosas y tratando de componer para Dios, pero haciéndolo porque amaba hacerlo. Sentí que esto fue una afirmación del Espíritu Santo.

Echoes está disponible en stream y a la venta.

Traducido del original en inglés por Mavi Barraza y adaptado por Carmen Elena Villa.